Nota de Prensa del Rector del Santuario Nacional Ermita de la Caridad en ocasión de la fecha histórica del 24 de febrero

Nota de Prensa del Rector del Santuario Nacional Ermita de la Caridad en ocasión de la fecha histórica del 24 de febrero

Nota de Prensa del Padre Fernando Hería, Rector del Santuario Nacional Ermita de la Caridad en relación a los acontecimientos del 24 de febrero que nos afectan a todos los cubanos.

El 24 de febrero los cubanos libres y soberanos conmemoramos de forma muy especial el Grito de Baire. El Grito de Baire fue un levantamiento simultáneo organizado en unas 35 localidades cubanas ―entre ellas Baire (Cuba), a unos 75 km de Santiago de Cuba―iniciado por el Apóstol de la Patria José Martí un 24 de febrero de 1895 [cfm. Wikipedia].

Ese levantamiento simultáneo fue en general favorable para los independentistas cubanos, y marcó el inicio de la Guerra Necesaria (la guerra entre Cuba y España), en la que José Martí tuvo un rol fundamental. En 1898, Cuba se independizó del Imperio español, pero cayó en manos de los Estados Unidos de Norteamérica bajo la enmienda Platt [ditto].

Hoy día nuestra patria se encuentra nuevamente esclava bajo el Imperio Ateo Comunista Internacional que, por los últimos 60 años ha disfrazado la verdad de la Justicia Social de nuestra Iglesia con falsas y diversas “constituciones” logrando perpetuar a sus tiranos líderes en el dictatorial poder gubernamental de la patria.

Es nuestro propósito como UN SOLO pueblo, unirnos en oración con nuestros hermanos de la isla y rezar al Señor para que ilumine las mentes, los corazones, el alma y las fibras de nuestro ser en este día de aparente “sufragio” electoral constitucional en Cuba. Pedimos a nuestros hermanos que voten reflexivamente según la enseñanza social de nuestra iglesia como bien lo ha expresado en días pasados la Conferencia Episcopal de la Iglesia Católica en Cuba, dado que esa propuesta “constitucional” excluye el reconocimiento de la dignidad del pueblo y el ejercicio del don de Dios que es el libre albedrío, que nos sostiene y confirma como hijos libres de Dios Creador.

También recordamos de forma muy especial a cuatro jóvenes cubanos: Armando Alejandre; Mario de la Peña; Carlos Costa y a Pablo Morales quienes fueron fusilados en el aire, por orden expresa de Raúl Castro. Esos jóvenes mártires de nuestra Fe entregaron sus vidas en cumplimiento de su ministerio pastoral bautismal, el llamado de las Bienaventuranzas (Evangelio del Domingo 17 de febrero 2019), a vivir la Justicia de Dios cuidando de los más necesitados, como es el proteger a los hermanos (balseros) en búsqueda de libertad, muchos de los cuales entregan sus vidas y aspiraciones en las aguas del Estrecho de la Florida.

¡Viva Cristo Rey! ¡Viva Cuba Libre! ¡Abajo el Comunismo!

P. Fernando E. Heria, Rector—el cura de la Ermita del amor!
15 de febrero del 2019

Síguenos en Facebook